By 26th julio, 2018 Sin categoría

12 consejos para no marearte a bordo de un barco

  • Evita alimentos ácidos y grasos antes y durante la navegación
  • Mira a un punto fijo en el horizonte y pierde la vista en la lejanía

Navegar y disfrutar del mar es uno de los mayores placeres de la vida. Sin embargo, el movimiento de la embarcación flotando sobre el agua puede producir palidez, náuseas y vómitos que resultan incómodo y son capaces de fastidiar la jornada náutica. Estos mareos producidos por el movimiento, también conocidos como cinetosis, se producen porque las señales que envía el oído al cerebro no coinciden con las que le envía el ojo.

Desde Náutica Antonio, queremos que todo el mundo disfrute al máximo a bordo y, por eso, hemos redactado esta entrada con consejos para evitar marearse durante la navegación:

1. Antes de subir al barco, es muy importante estar bien descansado para que el organismo esté en condiciones óptimas de adaptación.

2. Evitar embarcar en ayunas, aunque tampoco con el estómago a rebosar. Los carbohidratos son una buena idea, todo lo contrario que los alimentos grasos y ácidos.

3. Tomar medicamentos preventivos media hora antes de subir a bordo. El más común es Biodramina, pero tu médico de cabecera o farmacéutico te asesorará según tus necesidades.

4. Es muy importante mantener una correcta hidratación y protección del sol, ya que de esta forma se metabilizarán mejor los alimentos y se evitará, en la medida de lo posible, los mareos producidos por el calor.

5. Una vez a bordo, mantente en el centro de la embarcación, que es donde menos se aprecia el vaivén.

6. Los malos olores facilitan el mareo. De este modo, las sentinas, el motor, los cigarrillos, las colonias, etc. son tu enemigo durante la cinetosis. Evítalos y busca el aire fresco.

7. Siéntate en la cubierta y mantén una postura cómoda. De esta forma, evitarás los movimientos bruscos de cuerpo y de cabeza.

8. No bajes a la zona de camarote cuando el barco esté en marcha.

9. Si estás empezando a marearte, el factor psicológico es un punto clave para evitar que vaya a más. Intenta buscar una distracción como hablar con tus compañeros o mira a un punto fijo y lejano en el mar. En ningún caso centres tu vista en objetos pequeños ni cierres los ojos o pienses en el mareo.

10. Si estás a bordo de una embarcación pequeña de recreo, lo mejor será frenar y refrescarte con el agua o tirándote (siempre y cuando estés en condiciones para ello).

11. Una vez hayan aparecido los vómitos, mantén la calma, sal a la cubierta para que te dé el aire y mira al horizonte. Evita tomar comida o líquidos, porque seguramente te harán devolverlos.

12. La mayoría de las cinetosis suelen apaciguarse cuando el cuerpo se habitúa. Pero en caso de vómitos que no cesan, lo mejor será bajar del barco a tierra firme. Mientras tanto, no aguantes el vómito, busca un punto a sotavento y échalo.

Con todos estos consejos, esperamos que disfrutéis al máximo de una navegación fabulosa y libre de mareos. ¡Y al agua patos!

 

 

Dejar un comentario